Estudio realizado por el equipo de Kalytera en colaboración con profesionales del Sanatorio Dupuytren, presentado durante el Congreso de Gastroenterología y Endoscopia 2019.

Introducción:

Debido al progresivo envejecimiento de la población, se ha registrado un aumento en la prevalencia de cáncer gástrico, cuyo diagnóstico temprano lleva a una mayor sobrevida. De hecho, un 10% de los cánceres gástricos que se refieren actualmente, podrían haber sido diagnosticados en los tres años previos.

La metaplasia intestinal gástrica es el mejor marcador de riesgo para este cáncer, aumentando 2.5 veces más la incidencia del mismo  en los pacientes portadores.

Sin embargo, el costo-eficacia del screening endoscópico para cáncer gástrico no está probado fuera de Asia.

La prevalencia reportada de metaplasia intestinal gástrica en países occidentales varía en un rango del 7%-25%.

Objetivos:

Describir la prevalencia de metaplasia intestinal gástrica en pacientes derivados para endoscopía digestiva alta a nuestro Servicio, teniendo en cuenta el motivo del pedido de la endoscopía, la etnia, tabaquismo y el status H.pylori. 

Materiales:

Fueron incluídos 612 pacientes derivados para realización de endoscopía alta en el lapso comprendido entre el 1 de agosto de 2017 y el 1 de agosto de 2018.

Se tuvieron en cuenta la edad, género, etnia, tabaquismo , el motivo de la endoscopía así como los hallazgos endoscópicos.

Todos los pacientes firmaron su consentimiento previo a la realización del procedimiento.

Las endoscopías se realizaron con endoscopio Olympus 160.

Métodos:

Todos los pacientes fueron sometidos durante las endoscopías a la toma de cinco muestras de biopsias gástricas: 2 de antro (curva mayor y menor), 2 de cuerpo (curva mayor y menor) y 1 de la incisura, que se enviaron para examen histológico y búsqueda de H. pylori con técnica de tinción de Giemsa.

Ante la presencia de metaplasia intestinal, se tuvo en cuenta si era completa o incompleta y de acuerdo a su localización, localizada o extensa.

Los métodos estadísticos utilizados fueron el OR y valor de p.

Resultados:

La mediana de edad de los pacientes fue de 54 (18-91), siendo el 59.31% de sexo femenino. Un 21.57% eran tabaquistas (132/612).

Con respecto a la etnia, predominaron los de origen hispano, con 45.59% (279/612), seguidos por los de origen europeo, con 24.67% (151/612) y un 29.74% (182/612) con etnias varias o desconocidas.

Los motivos de la endoscopía fueron : dispepsia 22.22% (136/612), ERGE 25.98%( 159/612), epigastralgia/dolor abdominal 24.35% (149/612), conocer erradicación de H. pylori11.11% (68/612) y otras 16.34% (100/612).

Se encontró una gastritis asociada a la presencia de H. pylori en 35.78% (219/612) y metaplasia intestinal en 7.19% (44/612).

Cuando se compararon las características de los pacientes con y sin metaplasia intestinal, se observó que la edad promedio en el primer grupo era mayor que la del segundo (61 vs 53), con ligero predominio del sexo femenino en el grupo que presentaba metaplasiaintestinal (63.64% vs 58.98%).

No hubo diferencia estadísticamente significativa respecto a las diferentes etnias, tabaquismo o motivos de la endoscopía.

La presencia de gastritis por H. pylori fue mayor en el grupo con metaplasia intestinal.

Del total de pacientes con metaplasia intestinal, 22.72% (10/44) presentaron metaplasiaintestinal incompleta; el 43.18% presentó evidencias de metaplasia intestinal en antro y el 38.63% en la incisura.

Cuando se compararon las características entre pacientes con y sin gastritis por H. pylori, la única variable que demostró diferencias entre grupos fue la dispepsia como motivo de derivación para la endoscopía.

La erradicación del H. pylori se mostró inversamente asociado a la presencia de metaplasia intestinal.

Conclusiones:

Este trabajo, de corte transversal, muestra la baja prevalencia que tenemos en metaplasiaintestinal gástrica, acorde a lo publicado en otros países occidentales, como Estados Unidos de América.

Observamos que los pacientes de mayor edad presentaban un riesgo aumentado de metaplasia, no así los tabaquistas ni los de alguna etnia específica, así como ninguno de los diferentes motivos de las endoscopías.

De acuerdo a lo publicado en la literatura, también en nuestro trabajo fue mayor la prevalencia de gastritis por H. pylori en el grupo con metaplasia intestinal.

Solo 10 pacientes de los 44 que presentaron metaplasia intestinal gástrica, la tuvieron del tipo incompleta, con mayor riesgo  a evolucionar a cáncer gástrico, por lo que la búsqueda sistemática de metaplasia en endoscopías digestivas altas, no estaría justificada.

Dra. Jorgelina Graciano , Dra. Fernanda Dorado, Dra. Eugenia Romero , Dr. Javier Carnaghi , Dr. César  Ledesma, Dr. Juan Lasa y Dr. Perez Tapia